El lenguaje no verbal de los líderes. Características y expresión

ManosOK

Por: Ma. Fernanda González Basurto

Creado para la materia de Taller de Investigación Documental de la Licenciatura de Comunicación de la Universidad Iberoamericana. (Primavera 2013)

 I. SUMARIO

El análisis de la comunicación no verbal ha ganado peso en nuestros días, sobre todo en los discursos políticos, en la psicología y en la comunicación en general. Los líderes representan uno de los papeles más importantes en la sociedad, motivo por el que es imperativo analizar sus movimientos para poder conocer su verdadero pensar frente a cualquier proyecto y/o situación, así como sus características principales. A través del método documental se encontró que la teoría de la comunicación humana es la base del desarrollo del estudio de los gestos en el ámbito de las ciencias de la comunicación.

Abstract: The analysis of nonverbal communication has gained weight in our days, especially in politic, psychology and communication fields. Leaders represent one of the most important rolls in society that is why it is important to analyze their movements so to understand their truly thoughts about any project or situation, also to know their characteristics. Using documentary research it has been found that the human communication theory is the basis of the development in the study of gestures in communication fields.

II.    INTRODUCCIÓN

El estudio del lenguaje corporal ha sido uno de los temas más codiciados en las últimas décadas, el mensaje que se transmite sin palabras, es de los más puros debido a que muchas de las acciones que se realizan cotidianamente son inconscientes y reflejan el estado interno del pensamiento humano.

Esta investigación tiene el fin de reconocer este mensaje dentro de los gestos particulares que van ligados a las habilidades y actitudes de un líder. Esto con el propósito de, en primer lugar, decodificar el mensaje que le emite al grupo que encabeza y, en segundo lugar, identificar a un verdadero líder en base a sus movimientos, así como saber si está mintiendo para conseguir apoyo.

El entender a un líder es por otro lado acercarlo al mundo cotidiano en el que vivimos y poderlo ver como un humano más que tiene características que lo hacen ideal para tomar las riendas sobre un grupo determinado. No sólo se trata de una persona que quiere dar indicaciones porque es su trabajo, sino de una persona que conoce a su grupo y por tanto reconoce lo que es mejor para sus integrantes.

La sociedad moderna necesita saber elegir y conocer a sus líderes para lograr un desarrollo óptimo en múltiples ámbitos, por ejemplo en el trabajo. La conciencia que se haga sobre quién los guiará en determinado proyecto o momento, dirá mucho a cerca de los resultados a los que se puede llegar al finalizar éste.

A partir de un análisis de las características psicológicamente determinadas del líder, se buscó y comparó las acciones o movimientos que reflejan dichas características, así como una de las habilidades más importantes del discurso del líder: la persuasión.

También se presenta una cohesión de la teoría de comunicación humana y lo anteriormente señalado, para subrayar la importancia que tiene la comunicación no verbal como expresión en todos los ámbitos del desarrollo de la persona y su entorno.

III.    MATERIALES, MÉTODOS Y TÉCNICAS

La estrategia metodológica utilizad para la realización de este artículo fue de investigación documental, así como la técnica de recopilación de información y el análisis de ésta. Las principales fuentes fueron libros y artículos científicos publicados en internet.

IV.   RESULTADOS

El líder y sus características.

Como seres humanos viviendo en sociedad, tendemos a congregarnos en agrupaciones pertenecientes a la misma; ya sea en la casa, escuela, trabajo o ciudad. Dentro de estos grupos siempre va a existir un líder que direcciona los procesos de desarrollo del individuo con el fin de lograr una meta específica. El líder ha formado parte de la historia del hombre desde su comienzo, motivo por el cual dicho concepto ha sido experimento de múltiples definiciones. En este artículo utilizaremos la siguiente, por fines prácticos de entendimiento:

“El líder es la persona, que en un momento dado, ejerce una influencia significativa sobre los demás en un determinado sistema social.” (Campos 438)

Víctor Hugo Manzanilla en su artículo ¿Qué es un líder?, menciona la importancia que tiene la influencia del líder en otra persona y cita “Si crees que eres un líder y no tienes a nadie siguiéndote, sólo estás dando un paseo” del célebre analista del liderazgo John Maxwell. Esto refleja una de las condiciones fundamentales que se necesitan para la existencia del líder: los seguidores.

Para que un liderazgo puro sea ejercido se requiere de la confianza de las personas a las que se les está guiando. Existen cuatro etapas dentro de la relación líder individuo que involucran esta actitud frente al guía, cuales son:

Etapa 1 – Autoridad: esta etapa se posiciona en el inicio de la relación cuando el líder es obedecido por obligación o temor a la represión. Por ejemplo cuando eres miembro de una compañía, obedeces al jefe (sin conocerlo) por miedo a ser despedido.

Etapa 2 – Amistad: “La relación líder- seguidor llega a esta etapa gracias al líder. Depende completamente de las habilidades interpersonales de éste.” (Manzanilla “Las 4 etapas de la relación líder-individuo”, en liderazgo hoy) En este punto el líder muestra su aprecio por el individuo y su desarrollo.

Etapa 3 – Respeto: La amistad es rebasada por el sentido de respeto inculcado por el líder, debido a sus actos y compromiso. Esta etapa requiere resultados concretos que demuestren que el líder está totalmente involucrado en el proyecto.

Etapa 4 – Lealtad: Esta etapa es la que más tiempo requiere puesto que se define con los momentos de crisis del proyecto y con el compromiso del líder para salir de los mismos.

A pesar de que la mejor relación sería la basada en la confianza también existen líderes que ejercen su influencia por el poder que tienen frente al individuo, en forma de amenazas, violencia o manipulación. Pero como muchas otras cosas, el liderazgo es neutral y depende de las decisiones que se toman para poder clasificarlo.

En la actualidad mucho se habla acerca de la persona que guía en algún proyecto, ya sea individual o como parte de un equipo y hay que aclarar que existen diferentes tipos de líder que poseen las habilidades necesarias para llevar a integrantes al triunfo. Con esto me refiero a que un líder político, se puede decir que, no está cualificado para dirigir un proyecto de investigación científica y viceversa, empero los dos comparten ciertas características que los sitúan frente a un grupo. Estas características se han estudiado por medio de algunas ramas de la psicología principalmente en dos enfoques diferentes: enfoque de los rasgos y enfoque situacional.

En el primer caso se describe que una persona se convierte en líder debido a l conjunto de cualidades que posee, con las que nace y crece; entre las más

importantes se encuentran la inteligencia y el carisma.

En el segundo se enmarca al líder respectivamente con la situación en la que se encuentra dentro del grupo. Es el “individuo que mejor interpreta las metas del grupo en un momento dado y la posibilidad de alcanzarlas.” (Campos 440)

A continuación se muestra una tabla que contiene las características y cualidades que forman a un líder.

Características
  • Adaptable a situaciones
  • Alerta al medio no social
  • Ambicioso
  • Orientado a los logros
  • Enfático Cooperativo Decisivo Confiable Dominante Persistente Confiado en sí mismo
  • Tolerante
Habilidades
  • Listo
  • Conceptualmente hábil
  • Diplomático y discreto
  • Facilidad de palabra
  • Conocedor del labor del grupo
  • Organizado Persuasivo Socialmente hábil
  • Dispuesto a asumir responsabilidades

(Polaine-Lorente 247)

Estas características son las más reconocibles dentro de una persona que tiene potencial para ser líder, el manejo de ellas harán de la persona un buen o mal líder, siempre tomando en cuenta al grupo que guía.

Fuera del aspecto psicológico, existen otras cualidades que forjan a un líder; Maxwell en su libro “Las 21 cualidades del líder” habla de ellas, mencionaré sólo algunas que sobresalen, por ejemplo:

 La ley de influencia, ésta es definida como la medida del liderazgo porque un buen líder influirá positivamente en el trabajo de sus integrantes, así como en ellos mismos; sin influencia no hay liderazgo.

“Usted habrá logrado la excelencia como líder cuando las personas lo sigan a todas partes, aunque sólo sea por curiosidad”

Colin Powell.

 Ley del proceso, ésta habla de que el liderazgo no es cuestión de la noche a la mañana, sino que se forma con el esfuerzo y progreso diario. Así como también se

construyen las relaciones con el grupo.

 La ley de la Navegación “Cualquier persona puede dirigir un barco, pero es necesario un líder para determinar el rumbo” (Maxwell, 34) El liderazgo necesita de planeaciones y capacidad para ejecutar lo planeado. El líder debe conocer a la tripulación de su barco y asignarle a cada quien lo que mejor le compete de acuerdo a sus habilidades y destrezas.

 La ley de E.F Hutton se refiere a que sí un líder es auténtico, como consecuencia va a ser escuchado por todos, porque las decisiones que tome van a ayudar al progreso de los integrantes para lograr las metas planteadas. Los líderes gracias a su carácter y su intuición, construirán buenas relaciones tanto con el equipo como con los externos a los que se les presente el proyecto.

 La ley del terreno firme es otra característica imperativa en el líder y postula que “La confianza es la base del líder” (Maxwell 56) La confianza es elemento más valioso pues en éste recae el peso de la relación y la unión del equipo. Todo esto entra dentro de las cualidades y habilidades que la persona debe trabajar para convertirse en un buen líder.

Gestos que embonan con las cualidades del líder

En el artículo de Jesús Rosas “Usa los 7 gestos de poder y domina cualquier situación”, enlista algunas de las facciones más reconocidas de grandes personajes que simbolizan poder, en este caso concuerdan con las de un líder porque son reflejo de algunas de sus cualidades, estas son:

 Entrecejo relajado: “Cuando estás al mando no existe preocupación que pueda sacarte de tu centro” (Rosas “Usa los 7 gestos de poder y domina cualquier situación”. Disponible en Lenguaje Corporal). Las emociones positivas se pueden observan en la relajación de los músculos, y las negativas los hacen contraerse. Un líder seguro de sí mismo y optimista va a mantener sus músculos relajados, mostrando confianza, seguridad y apoyo ante su equipo. Si un líder mantuviera el ceño fruncido todo el tiempo, los integrantes podrían mostrar desconfianza ante él y en lugar de seguirlo por convicción lo harían por órdenes o temor.

 Contacto visual franco e interesado: El ver directo a la cara a otra persona es muestra de que se es sincero respecto a lo que se dice. El líder así mostrará seguridad, empatía e interés. Si un individuo presenta una idea al líder y éste vaga con los ojos por la habitación estará mostrando un total desinterés en lo que se le dice, desmotivando a dicho individuo.

 Respiración constante en todo momento: Normalmente cuando una persona se ve sorprendida, ofuscada, temerosa o nerviosa, suele alterar su ritmo respiratorio; evidenciar esto puede hacer ver al líder débil, sin convicción o inseguro de lo que plantea. Además el mantener la respiración constante la irrigación al cerebro sigue el mismo camino, y si se llegara a presentar una crisis el líder puede mantener la “cabeza fría” para resolverla.

 Manos y dedos relajados: Como anteriormente se mencionó cualquier tensión muscular es contraproducente en el movimiento corporal del líder. En este caso los puños cerrados, el tamborileo de dedos o las microcaricias entre ellos, mostrarán una imagen pura de nerviosismo, poco control y una posible intolerancia, contrario a lo que se debería de reflejar.

 Talones pegados al piso, sin tamborilear: Los golpecillos en el piso con los pies muestran a una persona insegura y ansiosa, que pocos tomarían en cuenta; además el sonido es molesto para el que escucha y hace factible la desconcentración. Un buen líder sabe controlar su cuerpo para que su mensaje sea entendido de la mejor manera y con éste la convicción que tiene frente a lo que hace.

 Saludar a todos por igual: Una de las condiciones en las figuras de poder es el número de personas a las que conoce, saludar a todos de la misma forma en primer lugar evita conflictos, rencores y desconfianzas y en segundo, muestra a una persona carismática y amable. Por otro lado, más gente se acercará al líder si éste se muestra abierto ante las personas y no elitista o convenenciero.

 Nunca se toca la cara de manera casual: Rascarse la cara, sobarse el cuello, etc, son rasgos que se confunden fácilmente con inseguridad o hasta una posibilidad de que el líder esté mintiendo.

Un líder carismático utilizará normalmente gestos fluidos, posturas relajadas y cambiará su expresión facial ante lo que se le dice con el fin de demostrar interés ante su exponente.

La imagen transformada en mensaje:

“Sólo hacen falta cuatro segundos para crear una primera impresión y cuatro años para “recrearla” si resulta ser desfavorable. “ (James 18)

La imagen en nuestros días predomina la atención de cualquier mensaje, conforme a estudios realizados éste está conformado por: contribución verbal 7%, tono de voz 38%, contribución visual 55% (James 19). Por lo tanto el receptor comenzará a descifrar lo que se le plantea conforme a lo que ve, empezando por la primera impresión.

En cuanto a comunicación no verbal, la imagen personal del líder es muy importante porque es el reflejo de su personalidad, carácter, modus vivendi y no un simple lujo. Por otro lado la actitud en el discurso, sumada a lo anterior es factor decisivo de interés.

El físico, la vestimenta y los accesorios pueden llegar a definir a una persona “Las personas son bienvenidas con su vestimenta pero no con sus ideas” (Demir 6) La apariencia es percibida como una etiqueta de suma importancia en las impresiones que se tienen en las personas.

“Si un acalorado discurso político pronunciado por un hombre de mirada apagada, rostro de rasgos caídos y de posición corporal incorrecta, no resulta […] Algunos observadores políticos afirman que en el debate televisivo entre Kennedy y Nixon en el año 1960, el contraste entre la obvia vitalidad de Kennedy y el cansancio de Nixon fue más definitorio que todas las palabras que dijeron” (Davis 62)

Entonces, el líder debe tomar en cuenta lo ya mencionado para atraer la atención de sus auditores y dar el mensaje de que él es la persona correcta para llevar a cabo el proyecto y además hacerlo exitosamente.

Existen 4 áreas que son de gran impacto visual, para una primera impresión, un discurso, una presentación, etc. En primer lugar está la expresión facial, que implica el contacto visual, la sonrisa o el ceño fruncido. En segundo, el lenguaje corporal, el tercero la vestimenta y la cuarta área es la pulcritud (las manos y el olor forman un aspecto importante de la imagen global que creamos. (James 20)

Pasando a los elementos que dan una imagen al líder, Jesús Enrique Rosas en su artículo “Los 4 gestos del auténtico líder”, describe una serie de movimientos que son indispensables:

Las muñecas: como símbolo de servicio, en conjunto con las palmas de las manos. Si las muñecas se extienden derechas significa que el líder es fuerte en cuanto a su opinión, pero sí en cambio las deja caer significaría que es débil. Esta imagen de debilidad no la puede dar un líder porque entonces los que lo siguen comenzarán a creer que son más fuertes que él o simplemente no lo tomarán en cuenta.

Jugar con los ojos: los ojos son una parte esencial de expresión del rostro humano, motivo por el cual abrirlos hace resaltar lo que se está diciendo y entrecerrarlos muestra firmeza, como un indicador de que no debe de haber oponentes ante lo dicho.

Gestos ilustrados por debajo de la barbilla: el líder que tiene control mediante su discurso utilizará gestos, como movimientos de las manos, que no suban de la barbilla puesto que los gestos amplios pueden distraer a los interlocutores y la autoridad se reflejará con los movimientos y no con la presencia del líder.

Tomar las riendas: este gesto no es tan utilizado pero en momento catárticos del el discurso el líder adopta una postura similar a la que tendría si sujetara dos riendas imaginarias, con esto demuestra que todo está bajo su control.

Otro aspecto que el líder debe tomar en cuenta al presentar sus ideas en cualquier formato es el uso adecuado de los colores, cuales son percibidos de diferente manera por el cerebro creando reacciones específicas en quienes los ven. Esta es la razón por la que existen especialistas del mercado que analizan el impacto de los colores, y el líder debe saber bien lo que representan porque llegado el momento de la exposición de un proyecto sabrá cuales utilizar para generar la reacción que desea. A continuación se presenta una tabla con dichos datos.

La postura ¿es importante?

La postura es la clave no verbal más fácil de descubrir, y observarla puede resultar muy entretenido. Lo primero que debemos buscar es el “eco” de las posturas” (Davis 117)

Se ha descubierto que los integrantes de una discusión adoptan posiciones similares cuando lo están de acuerdo con lo que se está diciendo, este fenómeno se llama “posturas congruentes” (Davis 117). Con la postura se puede saber quién está de acuerdo con quien, observando si ésta es similar o en forma de espejo (supongamos que la persona que está hablando tiene la pierna derecha cruzada sobre la izquierda, la postura de espejo sería si el interlocutor cruza la pierna izquierda sobre la derecha).

Contenida en (Demir, Canadien Social Sciences 6)

Esta información puede resultar muy útil a los líderes porque imitando la postura de algún integrante de su equipo, mostrará que está de acuerdo con lo que está diciendo.

Esta técnica también es aplicable cuando se intenta persuadir por el impacto de empatía e interés, sin embargo según algunos estudios de la Universidad de california se descubrió que puede ser contraproducente en algunos escenarios pues parecería que la persona que adopta la postura se está vendiendo a los argumentos del otro. (Rosas “Persuadir reflejando posturas”. Disponible en Lenguaje Corporal).

Dicho lo anterior el mejor momento para imitar una postura es cuando se está de acuerdo con los argumentos o cuando se quiere escuchar atentamente el punto de vista de quien habla.

La inclinación también transmite mensajes acerca de quien habla, en este caso supongamos que el líder es quien tiene que dar un discurso, entonces debe cuidar su inclinación para no dar a entender lo que no quiere a los que lo escuchan.

Si la inclinación va hacia el frente, con la espalda un poco encorvada y relajada, muestra simpatía por la persona que tiene delante. Pero si va hacia atrás puede ser sinónimo de desagrado. El miedo o el nerviosismo se pueden mostrar cuando el líder se acomoda rígidamente.

La manera en la que se acomodan los brazos es señal de apertura o cerrazón, si estos se encuentran a los costados del cuerpo se infiere que la persona es abierta ante lo que escucha o que está fielmente comprometido con lo que dice; en cambio sí tiene los brazos cruzados impone una barrera en señal de desacuerdo.

Tan importante ha sido la postura en los líderes de opinión en cuanto a que en ocasiones su convicción o se ve reflejada en su postura que la empresa Adur con el centro tecnológico –IK4, han diseñado un traje inteligente con el objetivo de optimizar los movimientos corporales de algunos líderes. Éste está hecho de licra y tiene 17 sensores que envían información a un ordenador, permitiendo hacer comparaciones con estándares preestablecidos para hacer las correcciones necesarias.

«La comunicación empieza en el gesto, no en las palabras. El gesto empapa el mensaje, es ese ‘swing’ personal de uno en situaciones que le ponen a prueba. Es automático, adquirido con la experiencia y la repetición, pero se puede transformar. Un líder que no lo entrena pierde un tanto por ciento de influencia, no contagia, no  tiene gancho» Alejandro Lasa (Benito “La postura del líder”. Disponible en Ideal.es) .

 El ceño fruncido: Es una muestra de hostilidad y no de interés. El interlocutor se sentirá desconcertado y probablemente no acepte ninguna proposición al verse intimidado.

Persuasión

Como ya se ha mencionado la persuasión es una de las habilidades básicas de un líder para lograr influir en su equipo, el rostro tiene la capacidad de ayudar a esta habilidad de la siguiente manera:

 Contacto visual: sostener la mirada es importante, sin embargo si es fija totalmente puede ser símbolo de desatención y pestañear excesivamente puede mostrar deshonestidad. Lo mejor es mantenerla de forma natural para que la persona sienta que está siendo escuchado y por tanto sea más fácil que se abra a los comentarios.

 Las cejas como demostración de emociones: “el simple acto de elevar las cejas proyecta asombro e interés puntual en lo que nuestro interlocutor acaba de decir” (Rosas, “El vocabulario persuasivo de tu rostro”. Disponible en Lenguaje No Verbal) El expresar una emoción facialmente es invaluable, porque para la persona que habla va a suponer una cierta comodidad en lo que expresa y de igual manera será susceptible a nuevas ideas. Se debe tomar en cuenta que la exageración de los gestos resultaría como una burla.

Como se puede ver la mejor forma no verbal de llegar a la persuasión es mantenerse relajado para entablar una posible apertura de influencia y brindar un ambiente cómodo en el que el error puede ser posible y el líder podrá aconsejar de la manera más oportuna. En resumen las mejores señales para persuadir son una postura abierta, enseñar las palmas de las manos, buen contacto visual (aproximadamente 60% del tiempo que dure la conversación), sonreír (sin exagerar) y el uso de la postura congruente. (Reiman 45)

Detección de mentiras o intenciones ocultas 

Primero se deben de tener claros los gestos que significan sinceridad como mostrar las palmas de las manos, un contacto visual, sonreír sin exagerar, no tener los brazos cruzados, los pies fijos en el suelo, una postura recta, los pies apuntando al que escucha y mover la cabeza cuando se está en contra de algún punto. (Reiman 261)

Sin embargo hay que tomar en cuenta que existen cuatro categorías básicas en las que los mentirosos se encuentran: el mentiroso ocasional, el mentiroso frecuente, el mentiroso habitual y el profesional. Los primeros tres pueden ser descubiertos con micro expresiones de nerviosismo, pero el último es el más difícil de identificar, miente con un propósito y ha pensado la mentira; sabe exactamente lo que va a decir y de qué manera. (Dimitrius, 252)

Entonces se debe de prestar suma atención ante su discurso, hacer la misma pregunta varias veces (si se contradice resulta obvia su intención) y observar cada vez su postura, un reflejo de una postura incongruente a lo que está diciendo va a hacer sonar el detector de mentiras.

Según Jesús Rosas existen tres métodos para detectar estas intenciones:

1) Pestañeo y enfoque de la mirada: Neurológica y fisiológicamente el pestañeo es un tiempo extra que utiliza el cerebro para acceder a sus registros, el parpadeo y la mirada fija en un punto están delatando a la persona pues es reflejo de la búsqueda de una salida.

2) Tensar los músculos de la mandíbula: Pese a que el movimiento puede ser sutil, indica que no se está cómodo con lo que le preguntan o que no sabe qué responder.

3) Detener la respiración por una fracción de segundo: Aun cuando es la más difícil de detectar, es la más segura de todas. Cuando esto ocurre, la persona presenta un profundo conflicto con lo que está viendo en ese momento. Esta técnica se usa en profundidad en el póker, donde es menester descubrir los “bluffs” de tus contrincantes. (Rosas “3 métodos para detectar intenciones ocultas. Disponible en Lenguaje Corporal)

Detectar alguna de estas debilidades en un líder es importante porque la principal cualidad de estas personas es la confianza que se le tiene, el que se sustente en argumentos falsos devalúa su capacidad para liderar cualquier proyecto.

V.   DISCUSION

La comunicación humana ha sido estudiada por medio de diversas áreas como la sociología, psicología, antropología, etc. por ser el medio con el que cualquier grupo se construye; sin embargo el estudio de los movimientos es más reciente y comienza a tomar importancia desde el psicoanálisis. Los estudios y desarrollos de teorías de comunicación dentro de este mismo campo surgen en el siglo a principios del siglo XX y el análisis de los gestos no se hizo esperar debido a la importancia que tiene dentro del mensaje.

La Teoría de la Comunicación humana, impulsada por el austriaco Paul Watzlawick a mediados del siglo XX, intuye que toda conducta tiene un valor comunicacional, por ende los gestos también forman parte del mensaje como un entero.

“[…] Finalmente y nutriéndose de las contribuciones de Gregory Bateson y diversos investigadores del Mental Research Institute de Palo Alto California, USA, se fue perfilando la base de la comunicación humana, centrado ya no en el estudio de las condiciones ideales de comunicación sino en el estudio de la interacción tal cual se da de hecho entre seres humanos.” (Watzlawick 11-12)

Dicha teoría también toma como punto de partida el enfoque sistémico de la comunicación en el que se define la comunicación como “un conjunto de elementos en interacción donde toda modificación de uno de ellos afecta las relaciones entre los otros elementos”. (Rizo “Pensamiento Sistémico y Comunicación”. Disponible en Razón y Palabra) Con lo anterior la comunicación se convierte en un sistema que permite la interacción de múltiples elementos que dotan de coherencia al mensaje, y por tanto un elemento puede provocar un tergiversamiento del concepto inicial del mensaje.

Dentro de la comunicación no verbal se debe tener claro que una secuencia imagen-diálogo que sea incongruente provocará un efecto de desconfianza en el receptor, en otras palabras, si el que habla (en este caso el líder) no coordina sus movimientos naturalmente, el receptor no va a aceptar lo que se le está diciendo. La comunicación no verbal forma en sí misma un sistema complejo, difícil de interpretar aisladamente.

Paul Watzlawick propone cinco axiomas en el capítulo dos de su libro “La comunicación humana”, como base de su teoría:

1) Es imposible no comunicarse: No existe la “no comunicación”, cualquier gesto o comportamiento tienen un mensaje con trasfondo comunicacional. Aún el silencio o la respiración influyen dentro de un mensaje. El líder debe tomar en cuenta este punto y aprovecharlo como ventaja, siempre transmitir el mismo mensaje entra dentro de la congruencia corporal que maneje, el contradecirse en un momento inesperado puede llevarlo al fracaso de un proyecto o a la desconfianza de su equipo.

2) Toda comunicación tiene un nivel de contenido y un nivel relacional: El nivel de contenido es lo que se dice, lo que está textualmente enmarcado en la oralidad; el nivel relacional es a quién y cómo se le dice. Anteriormente he hablado de la importancia que tienen las relaciones para el líder, el qué y el cómo entrarían en su habilidad de inteligencia social. Saber decir las cosas en la manera adecuada dentro de un negocio, puede ser la fórmula de la firma del proyecto. Por otro lado, esto también afecta a su relación de trabajo con los integrantes de su equipo; un líder prepotente, arrogante o manipulador puede causar la desintegración del grupo y sin grupo no hay líder.

3) La puntuación de los hechos determina la comunicación: “Para un observador una serie de comunicaciones puede entenderse como una secuencia ininterrumpida de intercambios de mensajes. Sin embargo, quienes participan en la interacción siempre introducen lo que se llama puntuación de la secuencia de hechos. En una secuencia prolongada de intercambios las personas puntúan la secuencia de modo que uno de ellos o el otro tienen iniciativa, predominio, dependencia, etc. Así a una persona se comporta de determinada manera dentro de un grupo, la llamamos líder y a otra adepto.” (Cibanal. “Teoría de la comunicación humana”. 28)

El nivel de intervención puede posicionar directamente a una persona como predominante de la situación, un líder consciente de esto procurará participar activa y prudentemente. Dentro del lenguaje no verbal también existen pautas que acentúan esta puntuación más, por ejemplo el que una persona se siente a la cabeza de la mesa (señal de poder), mantenga gestos relajados (señal de confianza en sí y para los demás) e intervenga constantemente en la discusión lo volverá líder de ésta.

4) La personas utilizan tanto la comunicación digital como la analógica: Entendamos por digital el contenido como información referencial y por analógico las expresiones no verbales que muchas veces determinan con mayor fidelidad la intención del sujeto comunicador. La comunicación digital, oral, puede ser transformada en múltiples ocasiones y repetir las exactas palabras, todos pueden utilizarla de la manera que más les convenga. Sin embargo, la comunicación analógica difícilmente puede ser repetida idénticamente y un cambio drástico en los movimientos pueden indicar que el sujeto está ocultando algo o mintiendo acerca de lo que dice. El líder debe saber lo que va a decir y un buen líder tiene la cualidad de ser honesto, por eso las micro expresiones son tan importantes, porque un cambio puede significar una gran pérdida de terreno. En los negocios, por ejemplo, un cambio de postura puede significar que no se está de acuerdo con lo que se dice, si es percibido puede ser modificado el argumento, pero si no implicaría la pérdida de ese negocio. Este ha sido el motivo del estudio de tantos líderes representativos del mundo, buscar imitar sus posturas, gestos, movimientos con los brazos, etc. Porque ahí se encuentra una de las claves del éxito no verbal.

5) Todos los intercambios en la comunicación son simétricos o complementarios: Basado este axioma en la igualdad o diferencia jerárquica, los intercambios simétricos son en los que ésta no existe y los complementarios funcionan bajo dicho principio. El líder puede comportarse simétricamente o complementariamente con su equipo; en el primer caso él se cuenta como cualquier otro miembro, el problema es que muchas veces no suele ser tomado tan en serio. Complementariamente establece una relación superior, en múltiples ocasiones puede ser la mejor manera siempre y cuando no se vuelva prepotente. Estos intercambios también se pueden dar en el ámbito no verbal con actitudes de dominio como ocupar más espacio que los demás (con la postura), mantener un contacto visual un 60% del tiempo de la conversación, sentarse a la cabeza de la mesa, etc.

VI.   BIBLIOGRAFÍA

 “Paul Watzlawick”.2008.Qué de libros.com.25 Feb 2013 <http://www.quedelibros.com/autor/ 583/Watzlawick-Paul.html>

 Benito, Carlos. “La postura del líder”. 14 mayo 2011. Ideal.es. 29 Mar 2013 < http://www.ideal.es/granada/v/2011051 4/sociedad/postura-lider-20110514.html

Como se puede observar La Teoría de la Comunicación Humana sustenta una de las bases del análisis actual del lenguaje no verbal, así como las relaciones que se entablan alrededor de éste y como un movimiento puede cambiar el contenido del mensaje por completo. La comunicación no verbal es un código que debe interpretarse conjunta y aisladamente del código verbal, puesto que muchas de las verdaderas emociones pueden descubrirse al analizar el movimiento y si se suma el contexto se puede descubrir la intención sincera del que comunica.

Los líderes deben de tener presentes estas pautas y los interlocutores también porque no se puede tener fe ciega en las palabras. Las palabras pueden resultar de una larga memorización perfectamente organizada para cumplir con su objetivo, sin embargo los gestos corporales muy pocas veces son controlados conscientemente y por ende el mensaje es transparente.

 Burgoon, J., Saine, Thomas. “The unspoken language”.Boston: Houghton Mifflin Company (1978).

 Campos, Armando. “Introducción a la psicología social”. Costa Rica: Ed Universidad Estatal a Distancia (1985).

 Castañeda, Luis. “Líder en Acción”. Ed Poder. Pg 9

 Cibanal, Luis. “Teoría de la comunicación humana”. (p28). 27 Feb 2013 <http://www.aniorte- nic.net/apunt_terap_famil_3.htm>

 Davis, Flora. “La comunicación no verbal”. Madrid: Alianza editorial (2004).  Demir, Muge. “Using Nonverbal Communication in politics”. Canadien Social Science. 29 Jul 2011.

EBSCOhost. 25 Mar 2013  Dimitrius, Jo-Ellan. “Reading people:

how to understand people and predict their behavior”, New York; Ballantine Books (2008). Pg 112, 113, 251-253.

 James, Judi. “El lenguaje corporal: Proyectar una imagen positiva”. Londres; The industrial Society (1995).pg 16-17, 19-20.

 Manzanilla, Víctor H. “¿Qué es un líder?”. 27 Jul 2012. Liderazgo Hoy. 29 Mar 2013 < http://www.liderazgohoy.com/que-es- un-lider/ >

 Manzanilla, Víctor H. “Las 4 etapas de la relación líder-individuo”. 12 Jun 2012. Liderazgo hoy. 1 abril de 2013. <

http://www.liderazgohoy.com/las-4-

etapas-de-la-relacion-lider-individuo/ >  Maxwell, John C., “Las 21 cualidades irrefutables de un líder”. Estados

Unidos; Grupo Nelson (1998).  Polaine-Lorente, Aquino. Cabaynes, Javier T. Del Pozo, Araceli. “Fundamentos de Psicología de la Personalidad”. España; Ralph, S.A.

(2003). Pg 247  Reiman, Tony. “The power of body

language”. Nueva York; Simon & Schuster Inc. (2007). Pg 42-88, 160,162.

 Rizo, María. “Pensamiento Sistémico y Comunicación”. Buenos Aires: Razón y Palabra75 (2011) <http://www.razonypalabra.org.mx/N/N7 5/monotematico_75/29_Rizo_M75.pdf >

 Rosas, Jesús E. “3 métodos para detector intenciones ocultas”. Lenguaje Corporal. 2 se abril de 2013. < http://lenguajecorporal.org/2011/09/des cubre-3-metodos-detectar-intenciones- ocultas/ >

 Rosas, Jesús E. “El vocabulario persuasivo de tu rostro”. Lenguaje Corporal. 2 abril de 2013 < http://lenguajecorporal.org/2012/06/el- vocabulario-persuasivo-de-tu-rostro- que-debes-practicar/ >

 Rosas, Jesús E. “Persuadir reflejando posturas”. Lenguaje Corporal. 1 abril de 2013. < http://lenguajecorporal.org/2011/07/pers uadir-reflejando-posturas-equilibrio/ >

 Rosas, Jesús E. “Usa los 7 gestos de poder y domina cualquier conversación”. Lenguaje Corporal. 1 abril de 2013. < http://lenguajecorporal.org/2010/04/usa- los-siete-gestos-de-poder-y-domina- cualquier-conversacion/ >

 Rosas, José E., “Los cuatro gestos del auténtico liderazgo”. 2010. Lenguaje Corporal. 18 Feb 2012. http://lenguajecorporal.org/2010/09/cuat ro-gestos-liderazgo/

 Stewart, Patrick. Salter, Frank. Mehu, Marc. “Taking leaders at face value”. Politics and the life sciences. Vol 28, No. 1. Marzo 2009.

 Watzlawick, Paul., Helimick, Janet., Jackson Don D. “Teoría de la comunicación humana”. Barcelona: Herder (1985)

Comenta!

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s